Das Leben der Anderen (La vida de los otros)

Das Leben der Anderen (Alemania, 2006) es el primer largometraje escrito y dirigido por Florian Henckel von Donnersmarck (1973, Köln, Alemania). Su segundo y último largometraje es The Tourist (2010) protagonizado por Angelina Jolie y Johnny Deep. La vida de los otros obtuvo el Oscar a Mejor Película en Idioma No Inglés en 2007 además de otros 63 premios y 22 nominaciones.

Ambientada en 1984 en Berlín, en la época previa a la reunificación de Alemania, La vida de los otros es la historia del seguimiento que el Ministerio de Seguridad del Estado (Des Ministeriums für Staatssicherheit) a través de un espía, el Capitán Gerd Wiesler, al poeta y dramaturgo Georg Dreyman y a su pareja, la actriz Christa Maria Sieland.

Wiesler ha colocado micrófonos en la casa de Dreyman y, junto con otro espía, está las veinticuatro horas del día escuchando lo que allí se habla y tratando de descifrar lo que está escribiendo el dramaturgo y sus amigos intelectuales.

Wiesler se introduce en las vidas ajenas y eso traerá ciertas consecuencias en su trabajo.

El film recrea el sistema opresivo y persecutorio que se vivía en Alemania Oriental, en este caso en particular a los intelectuales, apelando a cualquier cosa con tal de hacerles sentir el peso del poder absoluto. Testimonio de delatoress y leales, como siempre, hacen una película muy interesante por su realización y por su contenido.

Actúan Martina Gedeck (Christa-Maria Sieland), Ulrich Mühe (Hauptmann Gerd Wiesler), Sebastian Koch (Georg Dreyman), Ulrich Tukur (Oberstleutnant Anton Grubitz), Thomas Thieme (Minister Bruno Hempf).

Anuncios

Un comentario en “Das Leben der Anderen (La vida de los otros)

  1. Todos los sistemas totalitarios se basan en el terror y en amedrentar a los ciudadanos. Cuando estuve en la Habana me llamaba la atención que en las calles principales había mucha policía, uno en cada esquina, y siempre estaba rodeado de gente, luego me di cuenta que estos policías llamaban aleatoriamente a la gente que les parecía para identificarlos, en una muestra de poder y humillación para los transeuntes.

    La película es excelente. Lo preocupante es saber si en los estados democráticos no nos vigilan también.

    Un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s