Revista Ñ. Los libros del año 2013

(Publicado en revista Ñ, 21.12.2013, www.revistaenie.clarin.com)

por Diego Erlan

Encuesta. Cien referentes de la cultura argentina y del exterior, entre escritores, ensayistas, críticos y traductores, eligen los títulos que consideran más relevantes.

Todavía no leí ningún ensayo de Umberto Eco sobre un fenómeno como el de BuzzFeed, ese sitio de Internet cuyo éxito radica en la confección de rankings insólitos y delirantes como el de las “27 cosas que cada chica a sus veintitantos años debería tener” o las “9 canciones que plagiaron descaradamente a otras canciones en 2013”, aunque sospechamos que la propuesta le encantaría. Se entiende: como a nosotros, al autor de El nombre de la rosa le fascinan las listas. Por eso cuando el Louvre le pidió en el año 2009 que organizara una serie de conferencias, exposiciones y lecturas públicas sobre un tema a su elección eligió el de las listas. Durante su exploración bibliófila, además de las listas que aparecen en la obra de Perec, Prevert, Whitman o Borges, se le fueron cruzando otras, innumerables, desde las listas medievales que lo fascinaron en su juventud hasta la lista en el cajón de Leopold Bloom en el penúltimo capítulo del Ulises. Así surgió un libro como El vértigo de las listas. Un buen título para una producción como la que aquí presentamos.

En marzo de 1934, Aldous Huxley escribía en Hearst una respuesta a una lista que habían confeccionado treinta y cinco profesores sobre los mejores cien libros del mundo. Se trataba de una guía de lectura para estudiantes norteamericanos. Desde luego, Huxley no tenía pruritos en criticar el resultado. Porque siempre, “todos los atajos a la cultura deben, necesariamente, ser insatisfactorios”. Para tranquilidad de Huxley, aquí confeccionamos una lista sobre los más interesantes libros del año 2013 a partir de las recomendaciones de cien personas de diferentes generaciones y de diversos ámbitos: escritores, académicos, ensayistas, historiadores, editores, traductores, críticos literarios y periodistas. Ninguno de ellos pudo leer todo lo que se publicó, pero resulta interesante observar qué se leyó, cómo se leyó y qué se eligió. Es cierto: posiblemente esta lista sea incompleta, caprichosa, limitada. Y sin embargo, como todas las encuestas, como cualquier lista, resulta encantador leerla. Aquí tenemos a cien referentes que recomiendan, cada uno, tres libros publicados durante 2013 en cualquier género.

Según un informe del Centro Regional para el Fomento del Libro en América Latina y el Caribe (CERLALC), la dinámica editorial de la última década en la región se mantiene con un crecimiento sostenido del nueve por ciento. Se publican más de 350 mil títulos por año, entre novedades y reediciones. Sumergidos en esa inquietante cantidad de títulos, este resultado puede llegar a ser anecdótico, aunque no está de más analizar ciertas tendencias. Mario Ortiz y Mauro Libertella fueron autores de los libros más votados en narrativa argentina y no son best-séllers ni están a simple vista en las mayores librerías de la Argentina. Hay que buscarlos. Y eso también es un desafío: porque ya se ha convertido en una tradición que esta lista, cada año, apueste por el descubrimiento. Es una posibilidad de explorar otra literatura, en la que se mezclan los cuentos de Sergio Chejfec (Modo linterna, Entropía) con las novelas de Julián López (Una muchacha muy bella, Eterna Cadencia) y Ricardo Piglia (El camino de Ida, Anagrama), algunos de los libros más votados, seguidos por Lumbre, de Hernán Ronsino (Eterna Cadencia), votado tanto por Leopoldo Brizuela como por Juan VilloroTeatro de operaciones, de María Pía López (Paradiso), elección tanto de Horacio González como de María Moreno.

Es una constante en esta encuesta la elección de libros de autores jóvenes en narrativa argentina y de autores consagrados en ensayo y poesía. ¿Qué variables inciden en esta decisión? Es posible que elegir libros de autores jóvenes, que publican su primera novela, sea toda una decisión política y estética. Dos referentes de la academia lo hacen: Beatriz Sarlo con Matías Alinovi (La reja, Alfaguara) y Jorge Panesi con Mauro Libertella (Mi libro enterrado, Mansalva). Es cierto: existe la posibilidad de que uno no haya leído todavía el libro del otro, pero, como dijimos, el carácter omnívoro se lo reservamos a los locos de la Mancha. Es cierto, también, que esta puede ser una de esas listas de mesa de luz. Puede ser. Pero también puede ser que la lectura de ciertos libros haya quedado como marca indeleble en la cabeza de sus lectores. Sin duda, el material de análisis y discusión que aportamos aquí es interesante. Y habrá discusiones.

Subrayados, de María Moreno, fue el más votado entre los títulos de ensayo, elegido tanto por Alan Pauls como por Edgardo Cozarinsky. Según el crítico Maximiliano Crespi, María Moreno, en este libro publicado por Mardulce, “hace del subrayado una poética de la lectura y una política de la crítica que, en vez de justificarse en la arrogancia del Juicio, se compromete en la reinvención de sus objetos”. En esta misma categoría, tanto Luis Chitarroni como Sylvia Saítta celebran Letras Gauchas (Eterna Cadencia), la summa crítica de Julio Schvartzman; y tanto Roberto Gargarella, Vera Carnovale como Guido Carelli Lynch remarcan la publicación de Usos del pasadoQué hacemos hoy con los setenta (Siglo XXI), de Claudia Hilb, un trabajo incómodo y necesario para la discusión política. Huxley hubiese cuestionado la ausencia de filosofía en esta categoría, pero entre los más votados del corpus se encuentra Los desarzonados, de Pascal Quignard, publicado por El Cuenco de Plata y elegido tanto por María Negroni como por Esteban Ierardo.

Los votos de la poesía estuvieron atomizados en una gran cantidad de títulos. Sin embargo, el que más votos recibió fue Hoy, de Juan Gelman (Seix Barral), “un libro tardío, una extensa e incesante obra maestra compuesta por 288 poemas en prosa, que reinventan su poesía como si comenzara de nuevo en un puro presente”, como explica Jorge Monteleone.

Este podría ser también el año de Leila Guerriero, que con dos libros, uno que compila sus delicados perfiles (Plano americano, Universidad Diego Portales) y otro con una crónica sobre el malambo (Una historia sencilla, Anagrama), se catapultó en la categoría de No ficción. Muy cerca quedaron la investigación sobre el lado oscuro de la industria de la alimentación en la argentina de Soledad Barruti (Malcomidos, Planeta) y las Clases de literatura. Berkeley, 1980, de Julio Cortázar, publicadas por Alfaguara, entre una larga lista de recomendaciones.

En las primeras páginas de los Cuadernos de lengua y literatura de Mario Ortiz también hay una lista. Y es una lista que empieza con una palabra (“prólogo”) que el viejo Camarero, profesor de Latín II del narrador, escribe en el pizarrón de la universidad para explicar su etimología. Este texto, digamos, es el prólogo a una lista y a las discusiones que vendrán por ella.

NARRATIVA ARGENTINA

Mario Ortiz, Cuadernos de Lengua y Literatura (volúmenes V, VI y VII)
Hernán Ronsino, Lumbre
Sergio Chejfec, Modo linterna
Ricardo Piglia, El camino de Ida
Julián López, Una muchacha muy bella

NARRATIVA EXTRANJERA

Emmanuel Carrere, Limónov
Horacio Castellanos Moya, El sueño del retorno
David Markson, Esto no es una novela

ENSAYO

María Moreno, Subrayados
Julio Schvartzman, Letras gauchas
Claudia Hilb, Usos del pasado

POESÍA

Juan Gelman, Hoy
Alberto Szpunberg, Como sólo la muerte es pasajera
Yaki Setton, La educación musical

VARIOS

Leila Guerriero, Plano americano
Leila Guerriero, Una historia sencilla
Soledad Barruti, Malcomidos (Cómo la industria alimentaria argentina nos está matando)
Julio Cortázar, Clases de Literatura

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s